Remedios naturales para la menstruación

La menstruación es el ciclo natural que tenemos todas las mujeres en edad fértil. El proceso del ciclo menstrual es un “solve et coagula” en el mercurius femenino. Lo normal es que este proceso transcurra de forma apacible durante unos días cada mes, sin embargo, es común encontrarse con mujeres que experimentan molestias en forma de dolores físicos, emocionales y hasta espirituales, por eso conocer algunos de los remedios naturales para la menstruación, puede resultar de gran ayuda. El hecho de que se tome como algo patológico, provoca desconexión entre el movimiento hormonal y el movimiento del cuerpo físico, que van ligados en la conciencia de cada latido.

Vivimos un momento en el que tenemos la gran oportunidad conectarnos más que nunca hacia el interior; pero a veces, el ritmo de vida al que estamos sometidas, hace que desatendamos nuestra propia naturaleza, y no acabamos de darle los espacios de acción e inacción necesarios para que el cuerpo se sincronice con el ciclo, sometiéndolo así a un desgaste sobredimensionado que nos genera más tensiones, y que hace que, a la hora de liberar el endometrio, se requiera de más esfuerzo. Escuchar a nuestro cuerpo, es vital para nuestra salud.

La entrada al mundo cíclico suele venir cargada de desconocimiento; es fácil encontrar niñas que no tienen información alguna sobre el proceso, o sobre qué pueden pueden esperar del mismo. Aún en tiempos como los actuales, la llegada de la menstruación viene cargada de negatividad y desinformación. Frases como  “ya eres una mujer”, “que pena, con lo pequeña que es” “a partir de ahora cuidadito” o “no hagas mahonesa” desgraciadamente siguen siendo actuales. La mayoría suele sentir asco y vergüenza por su sangre.

Una buena información sobre el ciclo nos dota de la capacidad de reconocer esta fuerza en cada momento con toda su potencia, sentir que nuestro ciclo es nuestro. Conocer su funcionamiento, como por ejemplo cada cuanto viene, como se genera, cuanto dura, cuanto tiempo somos fértiles, cómo es el moco cervical durante el ciclo, medición de temperatura basal y ritmos, nos hace sentir capaces de comprender y actuar en armonía con el orden natural, liberándonos de la sensación de ir constantemente a destiempo con lo que sucede en el cuerpo.

Cuando no logramos armonizar con el ciclo, conscientes o no, cedemos nuestra responsabilidad, y por tanto, parte de nuestra salud al exterior.

El contacto y la observación sin juicio del ciclo, y más concretamente de la sangre, nos lleva directamente a la conexión y la relación vida – muerte que experimentamos constantemente las mujeres a lo largo de la existencia, no sólo en la menstruación, sino también en el embarazo, parto, lactancia y climaterio.

Cada vez más mujeres comienzan a darse cuenta que la sociedad en la que vivimos impone un ritmo totalmente contrario al suyo, para recuperar la conexión con el ciclo femenino es importante, y relativamente fácil, ir incluyendo en lo cotidiano acciones que favorezcan la recuperación en la que el cuerpo puede permitirse manifestar todo su potencial de cambio constante y consciente. Recuerda que no hay nada más cambiante que el cuerpo de una mujer, y querer encorsetarlo a un mundo estático sólo lleva a sufrir tensiones y mucho dolor.

Ahora bien, este viaje de retorno a una misma es seguro que no será de la noche a la mañana, pero para ello disponemos de recursos naturales que apoyen en el proceso. La naturaleza está llena de maravillosas plantas que nos ofrecen virtudes que llevan a nuestro ser a vivir el ciclo de manera suave y plácida.

Remedios naturales para el dolor menstrual

Para nosotras, es vital dar espacio y volver a llevar la atención a lo positivo de este momento y con ello propiciarlo o hacerlo visible, ya que una menstruación sana debería cursar sin dolor físico o emocional. Durante la menstruación nos encontramos ante la posibilidad de sentir una conexión muy fuerte con nuestro interior, una mayor capacidad de recordar los sueños. También nos mostrará más abiertamente esa capacidad de “sexto sentido”, percibir los olores y lo sabores de forma más intensa, encontrar claridad ante lo que queremos soltar en nuestra vida, ya sean acciones, personas o situaciones. Es un momento en que podemos sentir la magia y la fuerza de lo natural, la relación entre lo de fuera (mis relaciones, mi entorno) y mi interior (como lo siento, como me expreso).

El dolor menstrual se puede presentar mediante infinidad de síntomas: dolores en la espalda o cintura, bajo vientre o muslos, pechos, diarrea, estreñimiento o náuseas y dolor de cabeza o migraña.

Existen numerosos remedios que ayudan a que esta fase del proceso no sea en sufrimiento, a continuación te daremos algunos (nuestros favoritos), pero también te invitamos a que investigues un poco por tu cuenta y que elijas aquellos que estén cerca de tu tradición, busca en lo que llamamos los “remedios de la abuela” aquellas recetas y acciones que tienen su propia magia y que mantienen viva la sabiduría ancestral.

Cuando las plantas son de la zona donde vives, pueden funcionar mejor; nos parece vital la relación entre el entorno y la naturaleza próxima (la naturaleza está en todas partes, pero no es lo mismo si vives en el norte o en el sur), pues de alguna manera las plantas que tienes más cerca son las que conviven con tus mismas condiciones.

Como hemos dicho, hicimos una selección de nuestros remedios favoritos, que a continuación te dejamos:

Es importante que cuando llegue el momento lo hayas previsto, para que así, en la medida de lo posible, puedas procurarte un espacio que sientas que es tuyo, y esté diseñado como un entorno en el que sientas “relax”.

Reduce las tareas hacia “afuera” al máximo, delega sin culpa. Evita el estrés y aquello que te produzca ansiedad, intenta estar “hacia dentro”.

Mantente calentita: puedes usar botellas o bolsas de agua calentita para aliviar y relajarte los pies y el vientre.

– Puedes usar aceites esenciales como el de salvia tanto en la piel como inhalando el aroma, nos gusta recomendar también que uses uno que realmente te encante para estimular las hormonas de la felicidad (jazmín, azahar, limón, mirra, menta).

– Si necesitas moverte, da un paseo por un lugar tranquilo en el campo, en el bosque o en la playa. Más que “hacer una ruta” deja que la ruta se haga. Contempla cada detalle.

Evita al máximo la comida chatarra y opta mejor por alimentos altos en omegas y aquellos alimentos que no propicien la inflamación abdominal.

– Para favorecer de manera virtuosa el “vaciado” que se da con la menstruación a todos los niveles (físico, mental, emocional, pues todos ellos están ligados) una excelente opción es hacer tomas de nuestros Elixires Alquímicos Femeninos en su fase disolvente; Equinácea para el momento premenstrual, y Pasiflora para el momento del sangrado. Estos elixires son exquisitas pócimas que te llevarán a vivir un proceso suave, apacible y consciente.

– Toma infusiones que favorecen el proceso menstrual como una suave disolución de lo que fue. Esta combinación es muy propicia: Lavanda, Salvia y Manzanilla. La Lavanda es conocida por su capacidad de relajar y armonizar; también ayuda a regenerar células, es antiinflamatoria, cicatrizante, sedante. Se conoce como una planta que ayuda a cicatrizar tanto las heridas físicas como las emocionales.

La Salvia es una planta considerada como una de las más adecuadas para la salud de la mujer. Suaviza los dolores, reduce la inflamación, despierta la mente.

La manzanilla es la planta “calmante” por excelencia. Altamente antiinflamatoria, y favorece los desajustes digestivos que te puede generar esta fase del proceso.

Te recomendamos preparar la siguiente infusión:

Preparación: Añade a taza de agua hirviendo a una cucharadita de postre de cada una de las tres plantas. También puedes hacer un litro de agua y añadir a una cuchara sopera. Tomar dos o tres tazas al día.

El ciclo menstrual es el mágico proceso que permite la renovación de la vida, y las mujeres somos sus honrosas portadoras. Ama tu menstruación, reconcíliate con el ciclo.



Remedios naturales para la menstruación
(c)
Alba Cabrera Wentzien

Comparte el artículo

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en email
Email
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram
error: Este contenido está protegido.